319 USUARIOS DE ASMET SALUD HAN RECIBIDO TRANSPLANTES

Friday, June 6, 2014

ASMET SALUD EPS, en cumplimiento de sus deberes como asegurador ha implementado una serie de estrategias en el marco de la gestión del riesgo en salud encaminadas a captar tempranamente usuarios con enfermedades precursoras como la hipertensión y diabetes que terminan por generar enfermedades crónicas degenerativas como la ERC, la falla cardíaca que finalizan con pérdida funcional irreversible de órganos como los riñones y el corazón.

Como parte de esa estrategia se ha iniciado un proceso de caracterización e identificación de toda la población afiliada que a la fecha tiene algún tipo de trasplante. Este proceso es fundamental para garantizar oportunamente tratamientos, ayudas diagnósticas, controles y seguimiento por un equipo inter y multidisciplinario de salud. Todavía existen barreras de acceso para nuestros usuarios, pero trabajamos día a día por el mejoramiento de la calidad de la prestación de los servicios.   

En el último año, ASMET SALUD EPS cuenta a 319 usuarios trasplantados. El 67% (214 casos) corresponden a trasplante de córnea, 25% (79 casos) a trasplante de riñón, 3% a trasplante de corazón y  el 6% a otros tipos de trasplante como los de médula ósea, páncreas y pulmón. 
Cada año en el mundo se realizan más de 40.000 trasplantes, pero actualmente la falta de donantes hace que más de 150.000 personas en el mundo esperen en la larga lista para recibir un órgano, de la misma forma este número crece hasta un 15% cada año.

En la actualidad, según la Red Nacional de Trasplantes, en Colombia existen aproximadamente 3.000 pacientes que esperan un órgano para que les sea trasplantado, de los cuales el 15% son niños. Casi un 50% de ellos fallecen antes de lograr el trasplante debido a la falta de órganos.
 
Sin embargo las estadísticas también demuestran que en el año 1998 existían 3 donantes por cada millón de habitantes, en el momento la cifra no supera los 10 por millón de habitantes mientras que en España y Estados Unidos la cifra supera los 33 y 22 por millón de habitantes respectivamente. 

Al comparar las cifras del último año, la caída total en el trasplante de órganos es evidente: en el 2012 se trasplantaron 1.108 y el año pasado, 956. En el último año la donación cayó un 26 por ciento, dejando la tasa de esta práctica en un crítico nivel de 7,55 donantes por millón de habitantes, cuando se esperaba que el país alcanzara mínimo 18 por millón de habitantes.

Mientras que en el 2009 el país trasplantó 843 riñones, el año pasado apenas se llegó a los 670 y las listas de espera, que cada vez son más largas, incluyen a menos del 5 por ciento de quienes realmente requieren un reemplazo de este órgano.

A juzgar por la evolución de las estadísticas de los últimos cuatro años, poco a poco, la época en que Colombia era uno de los líderes de los trasplantes en América Latina está quedando en el pasado.

Si bien los riñones son el órgano más trasplantado, el trasplante de todos los demás, entre ellos hígado, corazón y pulmón, también ha venido decreciendo de la mano de un problema paralelo: la sensible baja en el número de donantes de órganos.
Se estima que tan solo un donante puede salvar la vida de aproximadamente 55 pacientes.  Los trasplantes que más demanda tienen en Colombia son riñón, corazón, córnea y medula ósea, y son cubiertos por el Plan Obligatorio de Salud (POS).

Las principales razones por la cual no existan suficientes donantes es el desconocimiento del tema, tabúes y mitos, creencias religiosas y en general costumbres o ideas que nos hagan rendirle culto a la muerte pero no a la vida.