Una alimentación sana para una vida saludable

Wednesday, September 26, 2018

Los estilos de vida hacen referencia a los comportamientos o actitudes que los individuos realizamos cotidianamente. Estos se relacionan con creencias, tradiciones y procesos sociales y, en algunos casos pueden afectar nuestra salud.

 

Los estilos de vida saludables incluyen la alimentación equilibrada, la actividad física regular y el no consumo de cigarrillo o bebidas alcohólicas.

 

¿Qué significa tener un plan de alimentación saludable?

 

La alimentación es la que aporta todos los nutrientes esenciales y la energía que cada persona necesita para mantenerse sana. Los nutrientes esenciales son: proteínas, hidratos de carbono, lípidos, vitaminas, minerales y agua. 

 

Para una dieta saludable es importante tener en cuenta los alimentos que son necesarios y en qué cantidad consumirlos. Se debe incluir todos los grupos de alimentos, sin intentar restringir ninguno.

 

•          Aumente el consumo de frutas, verduras y legumbres: contienen vitaminas, minerales y otros compuestos necesarios para proteger nuestra salud y prevenir las enfermedades. Contienen fibra dietética que baja el colesterol de la sangre, hace más lenta la absorción del azúcar y favorece la digestión. Las frutas y verduras aportan pocas calorías, por lo que se pueden consumir de manera abundante cuando se desea mantener o bajar de peso.

•          Use de preferencia aceites vegetales (oliva, canola, soya) y limite las grasas de origen animal (mantequilla, mayonesa, manteca, carnes con grasa, productos de pastelería): se recomienda utilizar aceites vegetales porque las grasas animales (excepto la de pescado) son un factor de riesgo para las enfermedades al corazón y el cáncer, entre otras.

•          Prefiera carnes como el pescado o pollo: Es importante consumir carne porque es una fuente importante de proteínas, hierro y zinc. La carne de pollo sin piel contiene menos colesterol que la carne de cerdo, vaca o cordero o yema de huevo. La carne de pescado contiene sustancias que previenen las enfermedades cardiovasculares.

•          Aumente el consumo de leche de bajo contenido graso: debe consumir leche porque es una fuente rica en calcio y proteínas que mantienen saludable los huesos y dientes.

•          Reduzca el consumo de sal: se recomienda reducir el consumo de sal para prevenir el riesgo de hipertensión arterial que constituye un factor de riesgo para enfermedad cardiovascular.

•          Reduzca el consumo de azúcar: se recomienda moderar el consumo de azúcar porque su consumo excesivo se asocia a mayor riesgo de obesidad.

 

Para conocer más sobre este tema, visita nuestro blog y sigue consejos importantes para tu salud. www.asmetsalud.org.co